Hola, soy
Kevin Nicastro

Seguro que llegaste aquí porqué buscas a alguien que desarrolle una web para tu negocio o te lleve el marketing.

Bueno, te voy a decir justo lo contrario.

No necesitas una web, ni marketing, ni nada por el estilo.

Te explico:

diseño web lanzarote

Tener una web no te hará ganar dinero
Y una campaña de publicidad, tampoco

Cuando empecé mi negocio, hace 3-4 años, yo también pensaba como tu.

‘Lo primero que necesito es una web para que la gente me conozca, luego haré un poco de publicidad y empezarán a llegar los clientes. Cuantos más clientes tenga, más publicidad haré, y así hasta el infinito’

ERROR

Fue por culpa de este forma de pensar que tardé más de 1 año en arrancar mi negocio, y la cantidad de dinero que perdí en publicidad….puff.

Así que este es mi consejo: aprende de mis errores, ahórrate 1 año de tu vida y evita desperdiciar dinero.

No escuches a las agencias que te prometen magias, una vida de ensueño, libertad financiera. 

Nada de webs, de marketing, de redes sociales. Huye.

Ni siquiera me deberías escuchar a mi. 

Recibe gratis mi boletín con consejos y historias reales de negocios

Tener un sistema, eso si podría

Qué es un sistema? Quizás te lo imaginas pero estoy seguro que nunca has buscado su definición.

Le voy a preguntar a Chat-gpt (Gepeto, para los amigos), a ver que suelta:

‘Un sistema es un conjunto de elementos interrelacionados que interactúan entre sí para lograr un objetivo común. Estos elementos pueden ser personas, herramientas, objetos, procesos, ideas, o cualquier otra entidad que contribuya al funcionamiento del sistema.’

Vaya, es la definición más acertada y bonita que haya leído jamás. Bien hecho Gepeto

Estoy totalmente de acuerdo con el y, es más, ojalá hubiera leído esto hace mucho años.

Un sistema es lo que estás buscando, no una web.

¿Y quien vende sistemas?

Pues por allí fuera no mucha gente la verdad. 

Lo que se vende por allí son webs, publicidad en ads, gestión de redes sociales, branding, y otras cosas inútiles.

Pero un sistema, muy poca gente lo vende, y es una lastima porqué, es justo lo que buscas, ¿no?

Soy desarrollador web y experto en marketing

Pero no hago ninguna de las 2 cosas. 

Lo que hago es crear sistemas. ¡Me encantan los sistemas!

Y a ti también te encantaría si tuvieras uno, pero nadie te lo ha ofrecido, ¿a que no?

Bueno, yo si te voy a ofrecer uno, porqué has llegado hasta aquí y eso significa que estás comprometido, y me gusta.

Mi sistema es muy sencillo y se divide en 2 partes:

Recibe gratis mi boletín con consejos y historias reales de negocios

1) Cuéntame quién eres y que quieres lograr

Mira hace tiempo estaba paseando con un querido cliente (ahora mi amigo) con el que ya llevo 2 años seguidos trabajando.

Ese tío es muy listo, muy científico y se les da bien hablar, no como a mi.

Y me dijo algo que me gustó tanto que cada vez que pienso a un negocio me recuerdo esa frase: 

‘Un negocio es como un árbol: requiere de raíces sólidas (fundamentos sólidos), un tronco robusto (estructura organizacional), ramas bien desarrolladas (diversificación de productos/servicios), hojas verdes (clientes satisfechos), y frutos prósperos (beneficios y crecimiento). ‘

Ahora bien, no se de donde se sacó esa frase, pero es totalmente cierta y nunca había visto un negocio de esa forma.

Cuando tu y yo hablaremos, paseando o tomando un café en un bar de Santiago, lo primero que haré será entender a que punto está tu árbol. 

Quiero saber si aún es una semilla, si ya tiene raíces en el suelo, si las hojas son verdes o marrones, y si sus frutos saben bien o son rancios.

Te haré tantas preguntas que probablemente te agobiarás y tendrás ganas de huir. 

Pero no lo harás, es necesario.

2) Sinceridad

Esa parte es mi favorita. Es cuando se decide el comienzo de una gran colaboración, o también cuando se termina (sin ni siquiera empezar)

Me gusta ser sincero y directo porqué me hace ahorrar muchísimo tiempo y dinero. A mi y a mi potencial cliente.

En esta segunda y última fase (cuánto más sencillo y corto sea el proceso, mejor para todos) te diré si te puedo ayudar o no.

Me ha pasado muchas veces en los últimos meses sobre todo, de tener que rechazar ofertas de colaboración.

Y si pasara contigo, puede ser por múltiples razones: 

  • No me caes bien, y entonces sería una perdida de tiempo para ambos.
  • No es un sector que me gusta
  • No veo compromiso por tu parte 
  • Otros 

Si, al contrarío, todo fluyera en el sentido correcto, entonces me tomaré unos 3-4 días de tiempo, dependiendo de la complejidad de tu negocio, para luego proponerte mi estrategia, las herramientas que usaremos, la cantidad de dinero que hará falta y te explicaré mi visión de tu árbol a corto, medio y largo plazo.

Así de fácil

Allí sí, podrá comenzar nuestra colaboración.

Eso es todo

Más palabras sobrarían.

Aquí te dejo un formulario con unas preguntas que me servirán para filtrar a los potenciales colaboradores.

Si me interesase colaborar contigo, o no, te responderé en máximo 48h. No soy un cabrón, respondo siempre a todo el mundo.

Cuéntame algo